MAS FMI, MENOS CONFIANZA
Diario El Campesino - Resistencia
1 imagen [Click para ampliar]
Este es un gobierno de gente insólita que dice cosas disparatadas todo el tiempo. Hoy leemos que el Ministro del Interior Rogelio Frigerio afirma que el acuerdo con el FMI es para recuperar parte de la confianza que el gobierno ha perdido ante el pueblo. Lo insólito y disparatado es que con un endeudamiento de, no se sabe exactamente, pero que rondará los u$s 30.000 millones, según estos genios, la ciudadanía va a recuperar confianza en el gobierno. Es como que en casa la plata no alcanza porque el padre en lugar e atender a sus hijos les hace regalos a sus amigos.

Entonces, en un determinado momento pide un préstamo, a los meses otro, al año uno más, y a los dos años y medio un cuarto o quinto.

Y pretende con esto, el genio del padre, dos cosas: La primera que la familia celebre cada endeudamiento, y la segunda, que le tenga más confianza al padre regalón con los amigos y endeudador de sus hijos, a los que además les prohibe usar el gas, la luz y el agua.
Absurdo.
El absurdo de recuperar confianza con más deuda está demostrado, ya que este "padre endeudador" contrajo nada menos que el siguiente rosario de deudas:
$ 414.218 millones por intereses de Lebacs;
$ 465.000 millones por intereses de la deuda externa;
$ 272.000 millones por perdón impositivo;
$ 42.964 millones por fuga;
Esto suma un saqueo de 2,24 BILLONES,
¡10 veces el ajuste de $ 200 mil millones que pide el "rescatador" FMI
Lo que está haciendo este gobierno es acumular la renta en las corporaciones gobernantes. Pero como la renta interna no alcanza, a pesar de los tarifazos, la devaluación y congelamiento de salarios y jubilaciones, recurren al endeudamiento por todos los caminos. Las Lebacs es uno que se lleva cientos de millones de pesos, Luego los distintos fondos buitres con quienes tienen fluidas relaciones. Y como remate, volvemos a endeudarnos con el FMI a pesar que no existe ni de nuestra parte, ni del resto del mundo un caso de intervención exitosa de este organismo saqueador de pueblos.
Veamos nuestra experiencia pasada, allá por 2001, poco antes del colapso que pagamos no solo con millones de dólares y miseria, sino con 39 argentinos muiertos en las calles.
Solo unos meses antes, el FMI elogiaba las políticas de Cavallo: "...el ministro de Economía, Domingo Cavallo, logró ayer dos respaldos de peso. Los de los máximos responsables del Fondo Monetario Internacional (FMI) y del Banco Mundial (BM), Horst Köhler y James Wolfensohn, que expresaron ayer en Berlín su apoyo al rumbo por él diseñado."
Poco antes el FMI concedió un rescate financiero al país por 13.000 millones de dólares. Los apoyos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), inversores institucionales y el reino de España elevaron esa cifra a casi 40.000 millones.
Los más memoriosos recordamos a Cavallo celebranco en cadena nacional que nos presten este dinero. Igual que los actuales "cavallos" que dicen que nos prestan porque confían en nosotros.
Hoy se repiten los elogios: La titular del FMI Christine Lagare elogió a Mauricio Macri: "Los primeros dos años del gobierno fueron asombrosos. Lidiaron con los problemas de una manera determinante".
Y está en marcha, como en 2001, un "rescate" que rondaría los u$s 30 mil millones. El término rescate, frente a la experiencia, sería equiparable a tirarle a un náufrago una bigornia, un yunque, en lugar de un salvavidas.
Ya que antes de poner una moneda, el FMI que no es una sociedad de beneficencia, sino un Banco, "...le exige al Gobierno de Mauricio Macri que lleve a cabo un ajuste previsto del orden de los 200.000 millones de pesos" Esto es lo que llaman alegremente "rescate" como si fueran personajes magnánimos que acuden en auxilio de desposeídos.
En realidad son piratas globales que búscan complicidad en piratas comarcales para hacer negocios juntos en perjuicio de pueblos, en general despolitizados, desideologizados, y hasta ingenuos e irresponsables, a los que les lavaron los cerebros para que crean que la política no tiene nada que ver con su vida. Que todo lo es el esfuerzo individual. Esto para que la sociedad no se piense como un conjunto, sino como individuos aislados, desapareciendo así la solidaridad y la complementariedad para dar paso al egoísmo y la competencia que solo favorecen los intereses de quienes dividen para explotar.

HUMOR CAMPESTRE
COMERCIO SOLIDARIO
Máquinas > Ver últimos avisos
Vehículos > Ver últimos avisos
Servicios > Ver últimos avisos
Animales > Ver últimos avisos
Propiedades > Ver últimos avisos
Seguinos
           
Copyright© 2013 Diario digital el Campesino. Todos los derechos reservados.