NI ALMORZADORES DE PAÍSES NI BASTONERAS DEL PODER
Por Movimiento Rural Carlos Orianki - Saenz Peña (Chaco)
1 imagen [Click para ampliar]
El hombre de campo, humilde, sufrido, tenaz, como tantos en pueblos y ciudades, también se pregunta: ¿Quién es el Paul Singer ese que quiere que el gobierno le pague mil y pico de millones? ¿Qué hizo para tanto? ¿Por qué el gobierno no nos ofrece esa plata a nosotros que de sol a sol agachamos en lomo en el surco? ¿Cuánto es mil y pico de millones? ¿Será cierto que con esa plata se pueden comprar seis mil tractores?
  • El hombre pregunta, porque las primeras planas de los principales medios argentinos muestran al elegante señor Singer –que es una máquina pero no de coser ropa, sino miles de millones-, cabeza visible del fondo buitre que compró bonos argentinos por cuarenta millones y pretende cobrar mil seiscientos.
  • Usted pensará que lo ponen como el moderno pirata que es, asaltante no ya de barcos, sino de países. Y que lo hacen para que la opinión pública repudie esa conducta y se fortalezca en la defensa de los intereses nacionales.
  • Pues no. Se equivoca. Este moderno Morgan, sin garfio, pata de palo ni parche en el ojo, que en un solo movimiento se hace de un botín superior al que lograron sumados todos los asaltantes de bancos del planeta en estos dos mil años de historia, es visto con buenos ojos por gran parte de la prensa libre, independiente y patriótica de la argentina. Y su pretensión es apoyada por poderosas corporaciones económico financiero mediáticas de nuestro país.
  • Sí, leyó bien. La suma de todos los botines acumulados por ladrones profesionales, a punta de metralla, quitando y entregando vidas durante todo la historia de la humanidad no llega al número que el señor con aspecto de abuelo bueno embolsa en un rato asaltando países, sin siquiera poner un pie el ellos.
  • Y es mostrado –por quienes aspiran a ser y algunos son sus sucursales comarcales- como una personalidad del más alto nivel, habilitada para opinar sobre los gobiernos de los países asaltados, y mucho más de aquellos que osan resistir el crimen. Y hasta pide –quien en un rato incrementa su inversión en 4000% o más- se revise el crecimiento patrimonial de algunos funcionarios del país desobediente al juez que lleva colgado de su llavero, o por ahí cerca. Juez chirolita que ordena abstenerse del atrevimiento de cualquier defensa del bolsillo colectivo a todo paisucho suburbio de la gran patria americana.
  • Uno diría, bueno, al menos don Paul es incruento, no usa arcabuz, ni faca. Pues no, error de nuevo. Ya que las muertes que siembra la pobreza y la miseria también superan largamente las que la metralla de los salteadores de bancos provoca. En mayor proporción, miles de veces más. La visita virtual del abuelo Paul a los países que se convida mata centenares de miles, a veces por bala policial, o entre vecinos, pero los más por prohibición digestiva.
  • Eso sí, el bueno de Paul, evita que la muerte por indigestión se propague entre las mayorías, quedando felizmente como un privilegio de pocos, que están habilitados a suicidarse con cuchillo y tenedor.
  • Pero claro, la muerte por prohibición digestiva no es delito. No figura en el código penal que defienden con ahínco los Fiscales y Jueces que se organizan para desfilar este feriado de carnaval clamándose a sí mismos Justicia, Libertad y Verdad.
  • A propósito de estas columnas judiciales de utilería, es de esperar que luego que se quiten las tangas, los tutus, las plumas, los brillos y las prótesis, se dediquen a lo que sí figura en el código. La muerte de Nisman es una de las tantas muertes por resolver, aunque quizás la más sencilla. Solo vean quién tiene interés en que se afecte la imágen del gobierno. Pero sumen también Papel Prensa, las deudas de los grandes medios con el fisco, el secuestro de la Ley de Medios por los mismos, o las cuatro mil cuentas que amigos de Paul giraron a Suiza, ya que estas moras, de las que son únicos responsables, también matan por impedimento gastronómico a muchos que observan absortos el grotesco de un desfile para reclamarse a sí mismos.
  • Podrían también cuando descansen del trajín del corso, leer un poco como países como Islandia por ejemplo superaron a los Singers y otros abuelitos almorzadores de países. "Rescatamos a la gente y encarcelamos a los banqueros." afirmó el presidente. Simple, sencillo y sensato.
  • Pero hay un detalle, allí y para esto, los Fiscales y Jueces no pendían de los llaveros de empresarios, ni se las daban de bastoneras del poder. En lugar de bailar impartieron Verdad, Justicia y Libertad para el pueblo, y cárcel para los ladrones.
  • Apoyamos con cuerpo y alma a nuestro gobierno frente a estos devoradores de países y gentes. Repudiamos al poder concentrado que disfrazado de periodismo quiere engañarnos, al igual que a quienes habiendo sido distinguidos en la Justicia para ser fieles a la Verdad, se han entregado a esta orgía de hipocresía, cinismo, traiciones y crímenes, como instrumentos de quienes pretenden doblegar a la democracia.

Movimiento Rural Carlos Orianki

Saenz Peña, Chaco, Argentina


HUMOR CAMPESTRE
COMERCIO SOLIDARIO
Máquinas > Ver últimos avisos
Vehículos > Ver últimos avisos
Servicios > Ver últimos avisos
Animales > Ver últimos avisos
Propiedades > Ver últimos avisos
Seguinos
           
Copyright© 2013 Diario digital el Campesino. Todos los derechos reservados.